consejos belleza moda tips ropa tendencias videos tutoriales dietas

Tips y trucos de belleza

Para toda ocasión

Como tener pies suaves con leche y sal

Ahora que se aproxima el día de san Valentín pretendemos estar perfectas y lucir no solo un rostro de Sílfide, sino asimismo unos pies suaves y bonitos que nos admitan mostrar esas sandalias tan asombrosas que hemos adquirido con gran orgullo.

Ingredientes:

  • Un litro de leche entera
  • Media taza de sal gorda
  • 3 cucharadas de aceite de oliva

Pasos a seguir:

  • Vierte la leche en el interior de un recipiente que sea lo suficientemente grande para que quepan tus pies.
  • Si lo deseas, logras calentar un poco la leche para no pasar frío mientras pones en práctica este remedio natural.
  • Deja que los pies reposen dentro del cuenco con leche durante 10 minutos.
  • Transcurrido ese tiempo, enjuágalos con agua tibia y sécalos muy bien con la ayuda de una toalla.
  • La leche suavizará tus pies y les proporcionará un tacto de lo más agradable.
  • A continuación, mezcla la sal gorda con el aceite de oliva.
  • Utiliza el compuesto resultante para masajear tus pies con suavidad durante un par de minutos.
  • Estos dos ingredientes eliminarán las células muertas y las durezas de la zona e hidratarán el área al máximo, lo que te dará la oportunidad de lucir unos pies suaves en unos pocos minutos.
  • Enjuágalos con abundante agua templada y aplica una crema hidratante sobre ellos.
  • Cubre tus pies con unos calcetines de lana y deja que la crema haga efecto durante toda la noche para hidratarlos en profundidad.